Diputados estudian proyecto regula la donación de alimentos

 

Santo Domingo.- Con el propósito de enriquecer el proyecto de ley para la reducción de la pérdida y desperdicio de alimentos, ya depositado con su informe en Secretaría general,  la Comisión de Agricultura de la Cámara de Diputados se reunió este lunes con funcionario del sector.

 

La pieza, de la autoría del diputado David Herrera, presidente de dicha comisión y de su colega Santo Ramírez, tiene como objetivo crear un marco legal que regule la donación de productos comestibles.

 

Durante el encuentro, realizado en el Salón de Eventos de la Cámara de Diputados, Julien Bulliard, gerente del Banco de Alimentos recomendó a los miembros de la comisión incluir en el proyecto la prevención de la parte de la pérdida de los comestibles.

 

Recordó que un estudio realizado en 130 empresas a nivel nacional arrojó que a la semana se pierden dos millones y medio de frutos, rubros y hortalizas, entre otras provisiones, en la etapa de producción, solo en el municipio de Constanza.

 

De su lado, Arcadio Tavárez, miembro del Comité del Mercado Dominicano de Abastos Agropecuarios (Mercadom), expresó que el desperdicio de alimentos se da a nivel mundial, por lo que el Ministerio de Agricultura trabaja en todas la áreas para para motivar que los mismos sean donados.

 

Explicó que existe una gran cantidad de provisiones que el comprador descarta, pero de gran importancia para el pueblo consumidor que puede desechar lo que está dañado y aprovechar el producto.

 

Saludó el proyecto en cuestión y dijo que se trata de in marco legal que garantiza y motiva al donante en la República Dominicana.

 

En uno de sus considerando el proyecto establece que al fomentar  el desarrollo sostenible y soberano de prácticas agrícolas y de producción, la soberanía alimentaria es uno de los principales retos que enfrentan los estados.

 

Asimismo, instituye que en la actualidad en América Latina y El Caribe existen 34 millones de personas subalimentadas y solo a nivel de venta al detalle, se desperdician alimentos suficientes para satisfacer las necesidades alimenticias de más de 37 millones de personas.

 

Ya aprobada, la ley dispone que las empresas procesadoras y comercializadoras de alimentos no incineren, destruyan o boten los productos comestibles que no logren vender, sino que los donen a instituciones públicas o privadas.

 

El diputado Herrera, presidente de la Comisión de Agricultura de la Cámara de Diputados, explicó que aunque el proyecto ha sido depositado, una vez colocado en agenda, se puede pedir que sea devuelto a comisión a plazo fijo, a los fines de introducirle modificaciones para enriquecerlo, con nuevas recomendaciones.

 

Please reload

Please reload