• Marcelino Sena

Diputados intercambian opiniones sobre el incentivo al cultivo de “vetiver”


La Comisión Permanente de Agricultura de la Cámara de Diputados recibió al director de medio ambiente y cambio climático del Ministerio de Energía y Minas, Omar Dotel y a José Miguel de Peña, del Consejo Nacional de Biomasa, para intercambiar opiniones sobre el incentivo al cultivo de vetiver para ser usado como combustible.


Dotel y de Peña explicaron que el objetivo es reducir la dependencia del carbón mineral y los combustibles fósiles en la generación eléctrica, así como en los procesos industriales, además de bajar la emisiones de dióxido de carbono en la República Dominicana.


Solicitaron la colaboración de los legisladores para que fiscalicen las instituciones que tienen que ver con la aplicación de la Ley 57-07, Sobre Incentivo al Desarrollo de Fuentes Renovables de Energía y sus Regímenes Especiales y su Reglamento de Aplicación, con el objetivo de impulsar a la República Dominicana hacia una matriz energética más sostenible y limpia.


“Nosotros queremos hacer uso de esa Ley y sus fondos, para fomentar el uso de vetiver y otras biomasas en la producción de energía”, manifestó Dotel.


Abogaron para que se aprovechen las miles de tareas de tierra que están ociosas, que no tienen una mayor vocación agrícola, para que sea rentable la siembra del arbusto, logrando también bajar el uso del carbón vegetal.

El presidente de la comisión, diputado Rafael Abel Lora, a petición de su colega, Dionisio de la Rosa, decidió recopilar más datos sobre la iniciativa e invitarles a otro encuentro, para seguir debatiendo el tema.

Al hacer algunas cuestionantes al proyecto, de la Rosa recordó que en el pasado se han promocionado otros cultivos como la panacea, sin embargo, desde que logran el apoyo económico del Estado, son abandonados, dejando a los agricultores en el aire.

Datos

José Miguel de Peña explicó que de las gramíneas y plantas forestales, el vetiver es la planta que atrapa más dióxido de carbono del planeta, y con el mayor poder calorífico, con 8 mil BTU (Unidad Térmica Británica), mientras la mayoría solo llega a los 3,500 BTU, y que de ser aprovechada, el país entraría de inmediato en la lista de bonos verdes.


También, que la planta es de fácil cultivo porque se adapta a todos los suelos, incluyendo a los suelos salinos. El primer corte se da a los seis meses y luego se corta cada tres meses.


En el encuentro participaron los diputados Rafael Abel Lora, Dionisio de la Rosa, Mélido Mercedes, Rosendy Polanco, Servia Iris Familia, Altagracia Encarnación, Luis Rene Fernández y Ángel Esteves.

15 visualizaciones0 comentarios